p

lunes, 25 de enero de 2016

La revolución de los locos.

Entre quedarse quieto y hacer tu propia revolución, me aleje con todo a la nada, entre caminos rotos y horizontes llenos de lagrimas teñidas por una estampa azul. Me sumergí en el odio eterno entre los vivos, mientras me dejaba llevar por la corriente hacia altas montañas, a esa altura el miedo solo es pasajero. 
Deje de lado el mapa, mi guía era natural,  mi espíritu aventurero, y la vida era un sueño que soñar. 
De entre el bien y el mal, la sabiduría de recordar, a enseñar a preguntar, que los retales de una vida son recordados si uno estuvo vivo algún día. Del bien de caminar sin mirar, al mal de escuchar el silencio que los aullidos del mundo expone. 
De entre mucho y poco, quedarse sin espacio en este soleado desierto de calma, pues veo tan poco que imagino tanto. Entre tu y yo, una gran distancia a pesar de estar a pocos metros, porque a veces es contradictorio, tenerte tan cerca y sentirte tan lejos. Pero ahora los mapas lo señalan, y no se si esta bien o mal, ni si es mucho o poco, porque ya no formo parte. 
Formo parte de mi pequeña gran revolución. 

martes, 27 de octubre de 2015

Llegar a ser.

Y caes, y vuelves a levantarte... esperas, caminas y vuelves a caer...
una y otra vez, una más fuerte que la otra, otra con más rabia que la anterior.
Pesa, el tiempo pesa, el dolor se agarra junto la gravedad a la hora de caer, pesa, se que pesa.
Te levantas incluso peor que la última vez, pero que remedio, por alguna razón te levantaste, quizás la venganza,  y esperas.
Esperas en el lugar mas oscuro de la ciudad, a que llueva para tener una excusa para no salir, al frió para poder temblar, a que el tiempo cicatrice cada herida , a tener menos horas de vida...
Pues creo que ya espero ese milagro que nunca sucederá, algo que cambie la realidad, espero a tener un futuro como el que esperaba tener en el pasado pues actualmente sigo atrapado.
Es tan raro, levantarse cada mañana , otro día más, como cuando caes y vuelves a levantarte, es tan raro abrir los ojos y pensar que hoy toca esperar, y que tal vez camine y vuelva a caer.
Y caes, y vuelves a levantarte... esperas, caminas y vuelves a caer...

Pero... no, no soy yo...

Hoy crearé mi propio camino a base de pasos, elegiré cada detalle a base  de tiempo.
Pues se acabo tener que esperar la excusas, porque hoy iluminare el lugar mas oscuro de la ciudad , mañana bailaré bajo la luvia y puede que así no tiemble si llega el frió, y así tal vez olvida las cicatrices que el tiempo marco , porque igualmente seguiré teniendo menos horas de vida.

Pero... no, no soy yo...

Sigue pesando, no olvido cada detalle de dolor, rabia y sufrimiento... los días siguen siendo raros,
ellos me hacen raro, cambian mi vida y pasan por mi lado, como el viento en verano.
Y sigo aquí sentado recordando, solo, amargado, como quien un día le robaron el alma, y quedo petrificado.

Pero... si, voy a ser yo...

Voy a borrar cada recuerdo, dolor y sufrimiento a base de pasos , cada paso, mas distancia, y pronto quedaran en el olvido del que un día salí.
Romperé toda barrera, sufriré pues de allí mi sudor sera mi acompañante,
escalaré montañas , navegare mares y viajare a cualquier parte, donde no puedan encontrarme.
Y me haré fuerte, tan fuerte, que al caer tiemble el suelo, que al levantarme lleve conmigo una sonrisa con el ceño fruncido, y no .. esta vez no esperaré pues ahora toca caminar y no volver a caer.

Pero... lejos , bien lejos, allí encontrare el alma que un día me robaron.



martes, 25 de agosto de 2015

La linea de la vida.

Tan lejos y tan cerca, como dejar el camino vacío para dejar pasar , como pensar sin preguntar.

Quien me mando a buscar lo perdido, y quien me dejo entrar en el olvido.
Nadie se detiene a preguntar, que hago quieto en medio del mar, nadie gasta un segundo en mirarme, ellos siguen a su brújula , mientras la mía se detuvo hace tiempo.
El mar me lleva donde el viento le indica, soy el único que se desvía, soy el único que respira el aire que tanta falta hace.
Mi diario dice; vuela antes que navegar, porque la olas pueden ser traicionera, mientras que allá arriba puedes ver la realidad.

Quien me mando a buscar lo imposible, y quien me dejo entrar en mis recuerdos.
Y ahora llega la hora de bajar de este bote que tan poco pesa y tanto lleva cargando.
Un viaje puede cambiar el alma de un aventurero, las ideas vuelan y la imaginación sale a la luz, como un dibujante en un prado, como un pianista tocando la mejores de la canciones, como un escritor escribiendo novelas de amor.
Soy cualquier persona en este mundo, con ganas de quedarse a mirar, mientras la multitud se mueve yo observo, no quiero ser igual, no quiero formar parte de una linea de la cual no puedes dejar de seguir. No quiero formar parte de algo que no puede llegar a llenarme, no puedo quedarme a esperar a que me entren ganas de seguir la línea.

Quien me mando a esperar, y quien me dejo atrás.
Y ahora después de haber navegado, entre dudas de las olas, encuentro la pintura para pintar mi mundo, esa dichosa línea que puede ir a cualquier dirección.
Ahora, puede que después de todo.  mi alma de aventurero salga, mis ideas vuelen y mi imaginación salga a la luz, como un niño quien persigue su sueño, como un joven que ama a su primera pareja, como un adulto que crea su familia, como un anciano llena de lagrimas sus ojos del color de esperanza. Como la vida misma, solo hay una, elegir el sueño que perseguir, la pareja que tener , y la familia que crear, es la vida misma, pues cuando mis lagrimas acaricien mi piel , quiero que dibujen la línea la cual hoy, pinto.

Quien me mando a buscarte para encontrarte, quien me dejo entrar en tu mundo.
Quien detendrá el tiempo para pedirte que te quedes conmigo , quien dibujara tu prado, quien tocara nuestra canción favorita, quien escribirá nuestra novela de amor?

lunes, 24 de agosto de 2015

Dichosa suerte.

Y despues de todo, tantos intentos con diferentes resultados. 
Sigo escribiendo, en un diferente escenario y un diferente mundo. 
Un mundo lleno de rencor y odio camuflado entre sonrisas por el día y lagrimas por la noche.
Y después de tanto, te olvidas de todos aquellos recuerdos acumulado en el pasado y finges estar vivo, cuando vas muriendo poco a poco. 
Y aparece esa suerte que ya dabas por perdida, ese suspiro que de la falta de práctica, por fin vuelve a sonar. 
Ella la suerte, es, el piano de cola que decora  los recuerdos, y su sonrisa el remedio para olvidar el dolor. 
Ella quien de la nada aparece, y te hace sentir alguien, porque verla feliz es una de la razón por la que se puede vivir. 
Hoy puede llorar, y mañana descansar, pero ella no abandonará su destino, ese caprichoso camino esta tatuado en su cuerpo. 
Algo me hizo llegar hasta ti , por suerte, y quiero responderme porque? , que hice para llegar a conocer a lo que me hizo olvidar lo imposible. 
Seguiré el camino como ella hará, seré feliz a mi manera , pensare en ella hasta olvidarme, pero su huella esta cerca de mi...
Caminara, caminaré por distintos caminos , mientras me pregunto que pudo ser. 
Dichoso camino de la vida, con sus obstáculos llegue a conocer la suerte.

miércoles, 18 de junio de 2014

De cierta forma continua una historia, en silencio, con pausas y con un toque amargo...
De cierta manera este lugar se transforma en algo que nunca quise que fuera...
Porqué siempre habrá alguien con ganas de cambiar su mundo.
Porque por cada paso que haga, la distancia no sera la misma, por esos momentos que son, fueron y serán.
Por esos momentos que se transformaran en un recuerdo:
- Sueño y soñaré hasta el día que pueda sentir... sentir mi hogar, lejos de la ciudad, del habiente de corrupción.
Sentir el hogar,  en un lugar donde predomina el verde, los cielos azules y el sonido de la vida.
Sentir que al acabar el día las estrellas me observen y me protejan, mientras iluminan el mundo donde sueño vivir. Lejos de los recuerdos y a la vez tan cerca de mi.
Porqué siempre pensaré que la vida se basa en hacer el bien, esa acción cuyo final es tan gratificante que te saca una sonrisa al pensarlo.
Aquel bien que te permite lograr la felicidad, aquella felicidad que tanto ansiamos, pues no se podrá conseguir sin antes probar el amargo sabor de la tristeza. Ja que el único camino hacia esa felicidad es escoger un camino de buenas acciones, de la creación de momentos cuyo significado sea el bien, ya que esa sera la identidad de cada persona.
Por ello construir una torre de buenos actos, de buenas sensaciones, sera mi pasaje para alcanzar a eso que llamamos felicidad.
Pero se que de vez en cuando  tendré que bajarme, ya que necesito la luz para conocer la oscuridad.
Mientras tanto mi historia seguirá avanzando.
El día que se cumpla, no despertaré, pues ya se que estaré viviendo el sueño.
De cierta forma continua una historia, con el sonido de la vida, con pausas y un toque más que mágico.
De cierta manera este lugar se trasformara en una manera de vivir que siempre quise.
Porque siempre habrá alguien con ganas de cambiar su mundo.
Porque por cada paso que haga, la distancia no sera la misma, por esos momentos que son, fueron y serán.

lunes, 15 de julio de 2013

Una historia que soñar.

Una casa, una familia, un animal, un jardín, una entrada... y mil recuerdos.
Dos niños, una padre y una madre, el perro y dos pisos de casa.
El niño, bajo la sombra de un árbol iluminado por el sol del mediodía, toca las notas de su guitarra.
Su dedo se mueve por instinto y su oído esta caminando junto a la música,
mientras su hermana, desde el segundo piso situado en lo que parece ser su cuarto,
observa con sus dos ojos verdosos por el cristal trasparente a su hermano.
Con su mano derecha sostiene un pincel que con su fuerza levanta y gira su cabeza para poder dibujar lo que solo hace dos milésimas estaba observando.
El padre mientras tanto escoge su mejor momento para poder dejar de escribir, se levanta de la silla situada en el porche trasero dónde esta el jardín.
Cierra el libro y incrementa un esfuerzo ordenado desde el cerebro con el fin de que su musculatura diese la pisada el césped del jardín.
En la casa sonaba una canción ¨To build a home¨ dando personalidad a la casa, mientras la madre de los niños trabajaba en una de sus recetas caseras, ricas y elaboradas con el cariño necesario para el éxito.
El perro, tomando el sol sobre el césped, haciendo de un instante una canción, un cuento o simplemente una historia, y todo esto en un instante.

Sueña con Componer música ...
Sueña con Dibujar lo que amas...
Sueña con Escribir lo que imagines...
Sueña con Cocinar mientras lo hagas con amor...
Sueña con Ser un animal mientras puedas...


Se puede soñar, solo hace falta tener un motivo, no importa lo pequeño que sea... solo búscala, encuentra-la y hazla realidad.